DESPRECIAR LA VIDA

Fue terrible la imagen, un joven en vivo y en directo por Facebook Live incendiándose, quitándose la vida.

¿Qué nos está sucediendo como sociedad? Nos sentimos merecedores de quitarnos la vida en el momento en que lo consideremos y por las causas que sean.

Hay una gran soberbia en nuestro ser y eso nos está llevando a la falta de valores, carencia de respeto por todo y despreciar la vida como si se tratara de cualquier cosa.

Debemos valorar la oportunidad que se nos ha dado, pulir nuestros dones y comprender que la vida es un momento para trascender, servir y amar.

¿Qué causas tendría aquel joven para quitarse la vida con un bidón de gasolina y un cerillo? Carencias psicológicas, afectivas, emocionales, espirituales. Sean cuales hayan sido, su cometido fue muy claro despreció la vida en lugar de honrar su vida.

La imagen es impactante y más bien parece que lo realizó para ganar “seguidores” subir rating en sus redes sociales y llamar la atención como el que realiza una acción para demostrar que puedes ser, hacer, exponer, arriesgar y morir de forma única.

Quienes hemos visto este video, estamos frente a un suicidio y antes de observarlo “recomiendan su discreción” porque podría ofender a ciertas conciencias. Exponiendo la verdad, quien se ofendió con esa acción fue el propio protagonista, arrebatando su valiosa vida porque consideró que ya no la necesitaba.

En este espacio estamos a favor de la vida, luchamos por ella y valoramos la oportunidad que Dios nos ha dado. Un acto así es difícil de comprender, especialmente por mí, quien he perdido a dos seres queridos, mis padres. Por causas de salud, sus cuerpos se fueron debilitando y el momento de la partida sucedió, dejando en nuestra familia dolor y confusión.

Así que al ver a aquel joven, sin expresión de angustia y sin temor por arrebatarse la vida, me hace pensar que lejos de valorarla y honrarla; decidió acabar de una forma cruel, como muchos suicidas.

¿Qué nos está sucediendo como humanidad? ¿Dónde está la belleza y reto de vivir? Nadie nos destruye, somos nosotros quienes estamos decidiendo acabar en el momento que mejor nos plazca.

FACEBOOK LIVE

Aquí el LINK del video:

https://www.liveleak.com/view?i=dcc_1494654611

 

 

ALEGRÍA SINCERA

Sin falso triunfalismo, sin deseo de demostrar nada, fue el amor quien hizo posible lo imposible ¡Resucitó!

La Resurrección es la gran luz para todo el mundo: Yo soy la luz (Juan 8, 12), había dicho Jesús; luz para el mundo, para cada época de la historia, para cada sociedad, para cada hombre.

hay alegría y mucha, pero no ese tipo de alegría que da la sensación de alcanzar un objetivo, una meta o de ganar un trofeo. Es la alegría sincera que surge de la esperanza o mejor dicho, la esperanza materializada en la alegría por la resurrección.

Resurrección 1

¡Él es la Resurrección!

¡Jesús vive!  ¡Él resucitó de los muertos y vive hoy!  Pero no sólo experimentó la Resurrección, ¡Él es la Resurrección!

“Le dijo Jesús: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá” (Juan 11:25).

La luz del cirio pascual simboliza a Cristo resucitado. Es la luz que la Iglesia derrama sobre toda la tierra sumida en tinieblas.

A veces de poco nos sirve alegrarnos y desear felices Pascuas de Resurrección porque tristemente, para una gran mayoría, creyentes y no creyentes, este tiempo significa muy poco, aún no han comprendido la acción amorosa de entrega y donación de amor; para muchos, sigue siendo el tiempo de vacacionar y dispersarse de su rutina laboral.

Resurrección 3

Para muchos este tiempo es para vacacionar y romper la rutina

La resurrección de Jesús es un acontecimiento real que tuvo manifestaciones históricamente comprobadas. Se trata, ciertamente, de un hecho único, difícil de reducir a esquemas o conceptos conocidos.

Qué profundidad hay en la resurrección de Jesús y cuánto sentido le da a nuestra fe saber que “regresó” de manera Gloriosa. La Resurrección de Cristo es una fuerte llamada al apostolado: ser luz y llevar luz a otros.

Alejémonos de las palabras elocuentes que solo expresan la victoria frente a un perdedor. Tratemos de comprender la esencia del acto de amor más grande de Jesús al entregar la vida, morir y resucitar, esa es la pascua que recordamos los Cristianos Católicos y por ello sentimos una alegría sincera y verdadera ¡Felices Pascuas de Resurrección!

Resurrección 2

¡Felices Pascuas de Resurrección!

PERDÓNANOS, NO SABEMOS LO QUE HACEMOS

¿Ataque colateral con gas sarín? Siento que de alguna manera perdemos a nuestra humanidad, perdemos la paz, perdemos a Siria y su cultura, perdemos vidas inocentes.

Mideast Syria

El gobierno de EE UU y la oposición Siria han acusado al régimen del presidente sirio Bashar al-Assad de liberar sarín, un agente nervioso mortal, en la ciudad de Khan Sheikhoun, en el peor uso de armas químicas en la guerra civil siria desde 2013.

Los síntomas provocados por el agente nervioso varían según lo prolongado de la exposición, las pupilas empequeñecidas como puntitos son una señal indicadora del agente nervioso.

Los efectos más dañinos incluyen pérdida de consciencia, convulsiones dolorosas, parálisis e insuficiencia respiratoria, posiblemente llevando a la muerte. Las víctimas de la toxina también pueden perder las funciones corporales y empezar a babear, defecar, orinar y vomitar bajo los efectos del agente.

La historia del gas sarín

El sarín fue desarrollado originalmente en Alemania en 1938 como pesticida, y aun cuando EE UU y la Unión Soviética convirtieron en arma el gas mortal, nunca fue usado por ninguna de las superpotencias de la Guerra Fría.

El más grande uso militar del agente nervioso lo hizo el dictador iraquí Saddam Hussein, quien soltó el gas en bombas sobre el poblado kurdo de Halabja en 1988.

Hay otros efectos sociales como el miedo y el terror, la evidencia anecdótica sugiere que el uso de armas químicas provoca niveles mucho más altos de huida poblacional que los explosivos convencionales.

Armas químicas, aniquilación de la especie humana, pérdida de valores, odio desmedido, guerra que no reconoce a nadie, mata a todos, recién nacidos, niños, adolescentes, jóvenes, adultos, anciano, moribundos. Mata a todos.

Con dolor y con la esperanza que puede haber en mí al ver las imágenes aterradoras del efecto del gas sarín, elevo mi oración al Eterno por nuestra “ceguera” porque nadie está lejos, somos parte de la humanidad y todo lo que sucede en este mundo debe importarnos.

Perdónanos, no sabemos lo que hacemos.

2 sarin

 

UNA ESTRELLA NO ES UNA ESTRELLA POR MENCIONARLA

Sucedió por la mañana, mientras me preparaba para la conferencia en el Hospital de Especialidades MIG con las Hermanas Josefinas en la Ciudad de México, ellas se dedican a cuidar y acompañar en la enfermedad.

0-josefinas

“Presencia de amor que se traduce en servicio”

Un pensamiento me sorprendió y es que a veces nos afanamos en mencionar a todo por su nombre, como si esto le diera validez a su existente.

¿Sirve de algo conocer a las constelaciones y estrellas por su nombre? Si somos incapaces de admirarnos con ellas.

1-constelaciones-perseo-l-3

Constelaciones de Perseo

¿Qué sentido tiene llamar a la flor por su nombre? Si nunca tenemos tiempo para mirarla, olerla y percibir la belleza que emana de ella.

2-rosa

Rosa Nombre científico 

 

¿Servirá de algo decir Dios? Cuando nuestras dudas y falta de fe nos impiden conocer y experimentar la presencia sutil de Él en nuestro mundo.

3-eucaristia

Vamos acumulando palabras sin sentido en nuestras vidas y no logramos comprender la profundidad de estas. AMOR, VIDA, DIOS, infinidad de veces las pronunciamos sin detenernos y saborear su contenido, lo que realmente expresan.

En ocasiones las palabras no DEFINEN ni DESCRIBEN, no son capaces de expresar en plenitud su contenido. Así que comencemos a sentirlas más que a pronunciarlas.

AMOR, VIDA, DIOS.

“UNA ESTRELLA NO ES UNA ESTRELLA POR MENCIONARLA”

Más bien, es una estrella por su brillo, por su esencia, es una estrella por su existencia.

 

P.D   A quienes asistieron a la conferencia ESTOY EN DUELO les comenté al inicio de mi ponencia que pronto leerían esta reflexión y estoy cumpliendo. También les envío un abrazo fraterno que llegue hasta los corazones de mis hermanos que ese día nos visitaron desde Bolivia, Perú y por supuesto México ¡Gracias por su asistencia!

ALERTAS Y ATENTOS

Estamos próximos a una de las más importantes celebraciones para nuestra Iglesia Católica, se trata del Nacimiento o la Natividad de Nuestro Salvador.

La palabra Adviento, como se conoce este temporada, significa “llegada” y claramente indica el espíritu de vigilia y preparación que los cristianos debemos vivir. Al igual que se prepara la casa para recibir a un invitado muy especial y celebrar su estancia con nosotros, durante los cuatro domingos que anteceden a la fiesta de Navidad, los cristianos preparamos nuestra alma para recibir a Cristo y celebrar con Él su presencia entre nosotros.

adviento-1

La Iglesia durante las cuatro semanas anteriores a la Navidad y especialmente los domingos dedica la liturgia de la misa a la contemplación de la primera “llegada” de Cristo a la tierra, de su próxima “llegada” triunfal y la disposición que debemos tener para recibirlo. El color morado de los ornamentos usados en sus celebraciones nos recuerda la actitud de penitencia y sacrificio que todos los cristianos debemos tener para prepararnos a tan importante evento.

El Evangelio según San Mateo 24, 37-44 nos recuerda:

“En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Cuando venga el Hijo del hombre, pasará como en tiempo de Noé. Antes del diluvio, la gente comía y bebía y se casaba, hasta el día en que Noé entró en el arca; y cuando menos lo esperaban llegó el diluvio y se los llevó a todos; lo mismo sucederá cuando venga el Hijo del Hombre: Dos hombres estarán en el campo: a uno se lo llevarán y a otro lo dejarán; dos mujeres estarán moliendo: a una se la llevarán y a otra la dejarán. Por tanto, estén en vela, porque no saben qué día vendrá Nuestro Señor. Comprendan que si supiera el dueño de casa a qué hora de la noche viene el ladrón, estaría en vela y no dejaría abrir un boquete en su casa. Por eso, estén preparados, porque a la hora que menos piensen vendrá el Hijo del Hombre”. 

Una gran parte de la humanidad no está pendiente ni despierta espiritualmente, nuestros tiempos actuales se han caracterizado porque vivimos “anestesiados” y “distraídos”, de tal manera que ese despertar hacia el mensaje de amor sigue siendo para muchos algo que aún tardará en suceder, ahí radica la enseñanza del evangelio, debemos crecer en el espíritu, necesitamos comprender que el  mensaje es una realidad y que deberíamos estar “bien despiertos” para aceptar, vivir y escuchar la promesa de Nuestro Padre Celestial, vendrá el Hijo del Hombre.

¡Estemos alerta y estemos preparados!

TENEMOS MUCHO QUE DAR

Tal vez la gente nos ve postrados en una cama, esperando un procedimiento clínico o en vísperas de una operación, sin embargo y para ser muy sinceros, estando en estas condiciones tenemos mucho que dar.

Somos abuelos, personas con años de experiencia y con un corazón que ha aprendido a mantenerse firme en las dificultades, cambios y adversidades de la vida. Nada nos detiene, aunque nuestro cuerpo vaya perdiendo rapidez, nada nos asusta y frecuentemente la voz de nuestra conciencia nos recuerda que el final es irremediable.

Sabemos que hay tanto en nuestro ser, no solo consejos, miradas y palabras, tenemos un raudal de emociones, sonrisas para compartir y alegría que se agolpa en cada poro de nuestra piel, porque con la vejez sabemos que la vida tiene un sabor diferente, hemos comprendido que amar es vivir, simplemente eso, vivir es amar.

Ahora que estamos en una cama de hospital, porque no queda otro remedio, la salud se deteriora, pero el corazón jamás se arruga, es cuando más quisiéramos tener esa nueva oportunidad para comenzar de nuevo, para arriesgar o para repetir tantas veces como sea posible aquello que nos hizo vibrar, porque eso se llama ilusión y esa no se pierde aún en la limitación, viviendo sin movilidad, sin poder caminar o esperando una cirugía.

Algunas personas nos ven con cierto aire de desesperanza y debe ser, porque los hospitales y las habitaciones con olor a medicina no deben inspirar a nadie, sin embargo, quisiéramos decirles que este tiempo es de espera, esperamos mucho para recobrar un poco la salud, aunque esta nos va abandonando y se aleja lentamente.

Permanecer en el hospital o simplemente recostados en nuestros cuartos en actitud de espera, es el tiempo en el que aprovechamos para pactar con la vida y prometerle que siempre haremos lo mejor o por lo menos lo intentaremos, si ella, la vida, es generosa y nos da esa salud que tanto buscamos en frascos, recetas y visitas a doctores, entonces sin duda alguna lo volveremos a intentar.

Algunos tenemos parejas, hijos, nietos, amigos, conocidos y duele ausentarnos a veces por días o meses, los motivos son los propios de nuestra edad, fallas de órganos o la “factura” que nos cobrará la vida a todos, ya sea por haber vivido con cierta pasión y excesos, pero al final nos quedará la satisfacción de ser quienes fuimos y el cúmulo de ganas porque todavía ¡Tenemos mucho que dar!

Esta reflexión la escribo en la madrugada, antes de que mi madre y mi suegro sean intervenidos quirúrgicamente, el destino, casualidad o coincidencia se han presentado así y entre los nervios y la incertidumbre, ha surgido este escrito, pensando en ellos y tratando de comprender lo que ahora están viviendo. 

Nuestras familias agradecen sus oraciones para este doble momento hospitalario.

1

 2

 

TÚ SACRIFICIO

Señor ¿Por qué nos amas tanto? Sin cuestionar tu enorme sacrificio, me he dado cuenta que para muchos seres humanos tu entrega no significa nada, tu mensaje sigue sin comprenderse y tus enseñanzas incomodan a diferentes grupos de poder.

¿Por qué nos amas así? Cuando gran parte de la humanidad te ignora y no quiere comprender tus palabras. Tú sacrificio fue sin duda, entregar tanto amor por nosotros sin esperar retribución alguna, nada a cambio.

image

El mensaje de Dios encarnado fue ignorado, golpeado, burlado y minimizado, en aquel tiempo y en los nuestros, seguimos clamando ¡Barrabás! Y a Jesús ¡Crucifíquenlo!

Seguimos sin comprender, sordos, ciegos, tristes y ofuscados, no queremos ver, ni escuchar, vivimos sin el mensaje esperanzador; para muchos la vida termina aquí en el lugar donde la injusticia, la maldad y el odio sobreabundan. Este mundo sin fe que no sabe a dónde va, que lo único que quiere es exterminar, agotar y acabar con la vida.

image

No sabemos amar, no queremos servir y no deseamos cambiar, entonces ¿Por qué nos amas tanto Señor? ¿Qué viste en cada uno de nosotros que te fascina e inspira?

Maestro Jesús, seguimos velando por nuestros intereses y cambiándote por monedas y besos, continuamos negándote, ocultándonos como lo hicieron tus discípulos. No hemos comprendido nada y además queremos sentarnos en los primeros lugares, experimentar el reconocimiento, después de tantos años, seguimos esperando ese Reino de poder y gloria que jamás saciará nuestras vanidades, no hemos comprendido nada.

image

Contra todo pensamiento, aún así nos amas, nos buscas y con tus enseñanzas nos compartes que vivir es la mejor oportunidad para trascender, servir, ayudar, entregar y dar.

Para quienes queremos comprender tú sacrificio, aceptamos que se trata de un misterio insondable, es el amor más profundo que puede existir, es la entrega infinita que el amor puede dar, de manera, que nadie y ningún ser humano podrá volverlo a realizar. Solo Dios, quien ha querido vencer con su propio dolor el mal de la humanidad.

image